fbpx

El puente de diciembre ya está aquí y muchos se preparan para disfrutar de unos días de descanso. La DGT tiene previsto un dispositivo especial para estos días con el fin de garantizar la fluidez del tráfico. Sin embargo, en algunas zonas los atascos serán inevitables. Por eso te damos algunos consejos para evitarlos y escapar de ellos.

Previsión

Organiza bien la salida. Consulta las previsiones de Tráfico que la DGT publica en su página web. También hay aplicaciones, como Waze, para conocer el estado de las carreteras. Otras apps útiles son RACC Infotransit o la de la DGT, que también informa de cualquier imprevisto través de las cuentas de Twitter @informacionDGT y @DGTes.

Madruga para salir el mismo día

A nadie le gusta madrugar. No obstante, levantarse temprano para disfrutar de unas pequeñas vacaciones no duele tanto y si, además, nos libramos del estrés que genera un atasco, mejor que mejor, aunque podamos perder un día de descanso. El problema es que coincidas con mucha gente que decide hacer lo mismo que tú.

La DGT recuerda que las peores horas de lunes a viernes son entre las 7:30 y las 9:30 y entre las 18:00 a las 20:00, porque es cuando la gente entra o sale del trabajo. Los sábados las horas más conflictivas son entre las 10:00 y las 12:00 y los domingos, entre las 18:00 y las 21:00.

Viajar de noche

Otra opción a la que muchos recurren es la de viajar de noche para llegar al destino por la mañana. Nos evitaremos seguro los atascos pero hay que tomar todas las precauciones para evitar quedarse dormido. Si notas sueño, lo mejor es parar en un área de descanso y echar una cabezada.

Busca carreteras secundarias

Las rutas alternativas son una buena vía para escapar de los atascos, aunque en ocasiones tardemos algo más en llegar a nuestro destino. En la web de la DGT publican itinerarios alternativos en las zonas con mayor intensidad circulatoria. Analiza estas rutas y elige la que más te convenga. 

Autopistas de peaje

Las autopistas de peaje pasan por ser otro recorrido alternativo. Aunque es un fastidio pagar, a veces merece la pena porque estas vías están menos congestionadas que autovías y carreteras convencionales. Piensa que lo que pagas lo ahorras en combustible, porque en los atascos se gasta mucha gasolina.

Si pese a todo no logras escapar del atasco, sigue estos otros consejos de las DGT:

  • Distancia de seguridad. Mantén una  separación frontal que permita frenar sin alcanzar al vehículo que va delante.
  • Observar. Consulta los retrovisores con frecuencia, si se te acercan demasiado por detrás, alerta de ello con las luces de frenado, aumenta la separación frontal o incluso busca una escapatoria.
  • Velocidad. Adapta la velocidad reduciendo a marchas más cortas, hasta detenerte si fuera necesario. Al reanudar la marcha, no acelere bruscamente.
  • Atención a los ángulos muertos. Antes de cambiar de carril asegúrate muy bien de que no pasa ningún vehículo. En los atascos los ángulos muertos nos pueden jugar una mala pasada.
  • Distracciones. Un atasco es proclive a las distracciones: mirar el móvil buscar música… Hay que evitarlas para que un despiste no nos cueste un choque con el vehículo que va delante.
  • Deslumbramientos. El sol de cara durante un atasco es un factor de riesgo de colisión. Usa gafas de sol o los parasoles para evitar deslumbramientos.
  • Agresividad. Los cambios bruscos de carril o el uso del claxon solo generan nervios. Hay que evitar estos comportamientos y mantener la calma y la serenidad.